sheraton-iguazu-2
Iguazú espera más turistas (Foto de Internet).

Las políticas neoliberales ya impactan en el turismo. Desde Iguazú proponen una semana de descuentos en el turismo y el comercio. Esperan reactivar una actividad que está en baja.

 

POSADAS (Viernes 29 de abril). Los efectos de la economía neoliberal argentina empiezan a golpear en distintos sectores. En Puerto Iguazú, la merma en las ventas hace prever un año complicado para la actividad y comienzan las campañas de ingenio para mantener la demanda: el Black Week comenzó el jueves 28 y se extenderá hasta el 8 de mayo, con hasta el 30 por ciento de descuentos.
Son diez días de rebajas que alcanzan a casi todos los rubros, a través de los cuales quieren movilizar la economía local, acostumbrada a estar en movimiento y en alza permanente desde hace varios años. Los descuentos en atractivos turísticos, alojamiento, transporte, excursiones, gastronomía, vida nocturna y otros comercios quieren tentar a los argentinos y misioneros que habían tomado el hábito de viajar más veces en el año, aunque por períodos cortos.
La idea impulsada desde el sector turístico y acompañada por el Ministerio de Turismo de Misiones propone una doble oferta: que viajen a Iguazú por turismo, pero también, para hacer comprar y aprovechar la semana de descuentos de los comercios en general.

Desde Iguazú, el presidente del Iguazú Turismo Ente Municipal (Iturem), Leopoldo Lucas, advierte que buscan reactivar el comercio e incentivar el turismo, en baja, pese a que las proyecciones de los economistas que advertían de la recesión para este 2016, auguraban que el turismo sería el sector beneficiado con la suba del tipo de cambio ya que esta modificación iba a abaratar las vacaciones internas y por ende, estimular el influjo de turistas entro el país.

Anuncios