El sector del fenólico, terciado y aglomerado está pasando una de las crisis más graves de los últimos años” sostuvo Román Queiroz en declaraciones a este medio. El vicepresidente de Amayadap contradijo al gobierno nacional que niega el ingreso de madera en forma irrestricta desde el exterior. “Es mentira lo que dice el gobierno nacional, el ingreso de madera se produce a diario y nos está destruyendo”. Por Alejandro Fabián Spivak.

 

Eldorado (Lunes, 24 de Octubre) El vicepresidente de la Asociación Maderera Aserraderos y Afines del Alto Paraná (Amayadap) y paritario por la Federación Argentina de la Industria de la Madera y Afines (Faima) Román Quiroz anticipó que el sector maderero no está en condiciones de pagar un bono extra de fin de año, tal como acordaron las grandes empresas y la CGT en la Casa Rosada. El mismo jefe de Gabinete, Marcos Peña había destacado que el acuerdo no es ni undecreto ni una ley sino nada más que un gesto para dejar libre a cada sector y administración a establecer la compensación de fin de año por la pérdida salarial que los propios aliados del Gobierno ubican en alrededor del 14% de promedio.

“Estamos pasando por una de las crisis más graves de los últimos años y, se nos hace imposible pagar ese bono”, dijo Queiroz, a http://www.misionesplural.net y Radio Spika104.5 de Eldorado. Confirmó que el jueves los empresarios nucleados en Faima mantendrán una reunión en Buenos Aires para analizar las paritarias para el segundo semestre del año. “Tenemos que acordar los aumentos salariales. Todavía no hicimos el acuerdo del segundo semestre menos podemos hablar de un bono extraordinario”.

El empresario maderero del rubro del fenólico, terciado y aglomerado entiende que los trabajadores se merecen el bono extra. “Yo lo entiendo pero de abonar dicho bono deberemos dejar de pagar otros rubros como energía, algún crédito, impuestos o a los proveedores”. “Esta difícil poder hacer frente al bono extra”; reiteró el Vicepresidente de

De las crisis más graves

En otro orden Queiroz afirmó que a pesar de lo que dice el gobierno nacional sigue ingresando madera fenólica, aglomerado y terciado del exterior en forma “indiscriminada”. “Por ejemplo en agosto y septiembre ingresaron unos 4.000 metros cúbicos por mes. En tanto que en lo que va de octubre ya ingresaron 1.900 metros cúbicos. Por lo que la tendencia para este mes es similar a la de los meses anteriores. Con estos números estamos en poco más del 50 por ciento de la producción nacional que se ubica en torno a los 6.500 metros cúbicos mensuales”.

“En nuestro caso específico reducimos personal y solamente estamos trabajando un turno cuando años anteriores trabajamos tres turnos por día”; afirmó angustiado el empresario misioneros quien agregó que “otras empresas, como Henter de Montecarlo está trabajando entre dos y tres veces a la semana”.

Queiroz anticipó que hoy  mantendrá una reunión con funcionarios acionales. “Esperamos que nos den una respuesta a la grave situación que estamos atravesando”.

 

Anuncios