“Hasta el momento no sabemos si se prorrogará el beneficio del ITC”, addmitió ayer Faruk Jalaf; presidente de la Cámara de Estaciones de Servicio del Nordeste Argentino. Recordó que el 31 de diciembre vence la quita del Impuesto a la Transferencia de los Combustibles (ITC). Sostuvo que como está implementado este beneficio no sirvió.

Eldorado (Miércoles, 27 de diciembre. Alejandro Spivak). El presidente de la Cámara de Estaciones de Servicios del Nordeste Argentino (Cesane) el eldoradense Faruk Jalaf sostuvo que hasta el momento no saben si el gobierno nacional prorrogará la quita del Impuesto a la Transferencia de los Combustibles (ITC) que vence el próximo 31 de diciembre. “Ni del gobierno nacional ni del provincial se comunicaron con nosotros sobre este tema. “No sabemos qué sucederá a partir del 1ro. de enero con este impuesto”; alertó.  Es cierto que en el Presupuesto nacional que tiene media sanción en el Congreso y hoy será aprobado en el Senado, el impuesto al Combustible no tiene previsto un esquema de reemplazo al vencimiento del Decreto 506/2017 el próximo 31 de diciembre con lo cual el beneficio para la zona de frontera queda sin efecto.

Jalaf dijo que de prorrogarse espera que se extienda a Garupá y Candelaria; “porque para nosotros son dos localidades apéndice de la ciudad de Posadas”. Asimismo, espera que “se elimine de este beneficio al gasoil, “porque además de competir con Brasil y Paraguay los grandes camiones cargan combustible en Posadas. Es decir que pasan de largo por las estaciones de servicios ubicada en las localidades del interior de la provincia”.

Para Jalaf el ITC diferenciado no sirvió para aumentar las ventas de combustible en Posadas. “Quedó demostrado que la gente sigue cruizando a Paraguay a comprar todo tipo de mercaderías y aprovecha y carga combustible; porque sigue siendo más barato que en Posadas-Necesitamos otro tipo de medidas y que se extiendan los beneficios a toda la provincia. No podemos generar asimetrías internas”.

En otro orden dijo que no se prevé un aumento de los combustibles a partir del primer día del 2018. “No deberían aumentar. No se justificará ningún tipo de incremento”. Con respecto a la posibilidad de que a partir del 1ro. de enero próximo las estaciones de servicio dejen de vender combustible con tarjetas de crédito y débito “dependerá de lo que decía cada uno de los propietarios”.

 

 

Anuncios