El secretario adjunto de Camioneros Misiones, Alejandro Velázquez formuló duras críticas al gobierno de Macri. Rechaza las acusaciones de pérdidas por el paro general y destaca que el Banco Central dilapida 200 millones de dólares por día. “El Gobierno disminuye la capacidad salarial y nos quita soberanía a los argentinos”, agregó para ironizar sobre la postulación a la reelección desde Washington.

Posadas (Jueves, 27 de septiembre) El secretario adjunto del Sindicato de Camioneros, Alejandro Velázquez difundió hoy un comunicado en el que analiza el impacto de la jornada del para general del martes. Consideró primer que se desarrolló con una alta adhesión en todo el país por “el inconsistente plan económico del gobierno nacional”.
Para el dirigente sindical “el Gobierno argumenta que tiene grandes pérdidas por tener durante un día el país paralizado. Creo que hace una lectura errónea. Las mayores pérdidas diarias en las arcas públicas de nuestro país están la especulación financiera, un modelo ideado por este Gobierno, con las intervenciones periódicas del Central para poder encontrar un equilibrio al dólar solo por algunas horas”.
En la jornada anterior al paor se calcula que la intervención del BCRA y BNA fueron unos 200 millones de dólares de inyección al mercado para que el dólar no supere los 40 pesos sobre el final de la jornada. “Esto resulta en una pérdida del poder adquisitivo del trabajador por el traslado directo a los costos”, dice Velázquez.
Sostiene que “la lectura del gobierno es errónea porque además no demuestran alguna señal para propiciar el diálogo con los sectores más vulnerables. Hasta ahora no escuche a algún funcionario salir a preguntar ¿cuánto pierde un trabajador en su poder adquisitivo?, cuando ni siquiera son claros cuando explican el tamaño del endeudamiento del país sumado intereses”.
Por otra parte, el dirigente sindical indica que “la sorpresiva renuncia de Caputo en este día particular muestra, como mínimo, un desconcierto de su equipo político económico”. Agrega que “además es un claro mensaje para entregarle el dominio sobre el Banco Central a los Estados Unidos y al FMI para que digiten nuestra economía. De lado quedan las funciones y las promesas como controlar la inflación o contener la moneda”.
En su análisis, Velázquez entiende que “el Gobierno se distrae en los Estados Unidos, genera alianzas que lejos de ser estrategias, son agobiantes si pensamos en lo que responde al futuro de nuestro país. Macri se marea tanto, que hasta lanza su propia candidatura por la reelección desde allí”.
Para el camionero “indudablemente este gobierno va entregando nuestra soberanía, pero lo más grave es que no tiene oídos para el pueblo”.

Anuncios