Hugo Passalacqua volvió a pedir el voto para los candidatos a diputados nacionales de la Renovación. Considera que sólo las provincias podrán sacar al país de la crisis y argumentó que “el gobierno nacional que asuma en diciembre, legislativamente será un gobierno débil. Por tal motivo nuestros diputados nacionales tienen un valor enorme, al igual que los senadores”. Por eso “reitero necesitamos que la gente nos siga acompañando porque nuestros legisladores tienen el mandato de responder a los misioneros y no al poder central”.

Domingo, 4 de agosto de 2019. A una semana de las elecciones primarias el gobernador, Hugo Passalacqua, volvió a pedir el voto para los candidatos a diputados nacionales de la Renovación. Pone el acento en la boleta corta porque está convencido de que serán las provincias las que salven al país. En consecuencia consideró que Misiones debe ser protagonista en la nueva etapa política y tener representaciones en el Congreso de la Nación que respondan al mandato de los misioneros y al poder central. “El gobierno nacional que asuma en diciembre, legislativamente será un gobierno débil. Por tal motivo nuestros diputados nacionales tienen un valor enorme, al igual que los senadores. Con seis diputados que conformen el bloque misionerista nos haremos escuchar, por eso, reitero necesitamos que la gente nos siga acompañando porque nuestros legisladores tienen el mandato de responder a los misioneros y no al poder central”, sostuvo en una entrevista exclusiva que tuvo en Alejandro Spivak en la Casa de Gobierno.
Con una abierta confianza en el elector y por respeto al pronunciamiento popular del 2 de junio, su pedido de acompañamiento político se limita a la lista que postula el Frente Renovador, pero lejos de mostrar una actitud neutral entre los modelos en pugna, en la misma entrevista defendió los programas Ahora que aplica su gobierno que no son más que subsidios al consumo y de sostenimiento del empleo, además de valorar la inyección de unos 300 millones de pesos a través del Fondo de Crédito que contribuyó a sostener emprendimientos a una tasa del 12 por ciento anual con seis meses de gracia, lo que constituye un abierto contraste con las políticas financieras de la Nación.
Veamos la entrevista que también será emitida el martes en canal 4 de Eldorado

¿Por qué el Frente Renovador propone lo que se denomina boleta corta para las Paso y las elecciones generales de octubre?
Si hacemos un poco de historia desde Hipólito Irigoyen hasta 1983 se votó con boleta separada. Hay una cuestión política desde el punto de vista del misionerismo de presentar boleta corta. El desdoblamiento de las elecciones provinciales que se desarrollaron el pasado 2 de junio tuvo el objetivo de que los misioneros debatan en las urnas la política provincial y por separado del tema nacional. Es un antecedente para presentar en las elecciones nacionales los candidatos por el Frente Renovador en boleta separada. Nuestra concepción es estrictamente constitucional porque los diputados nacionales son legisladores de la provincia que representan a los misioneros en la Nación. Así está establecido en la Constitución.

Por lo que establece la Constitución, los legisladores nacionales deben responderle al pueblo…
Es así. Deben indefectiblemente rendir examen ante el pueblo de sus provincias. Cuando se está acoplado a un esquema nacional, los diputados nacionales responden al presidente, más allá de quien gobierne el país y Misiones desde 2003 cuando se conformó el Frente Renovador de la Concordia Social, Carlos Rovira escuchó a la gente que planteó a necesidad de que seamos autosustentables políticamente, es decir ser nosotros mismos, crear nuestro destino sin dejar de pertenecer al país. Por eso, plantear la boleta corta es focalizarnos en los cuatro candidatos a diputados que presenta la Renovación porque son lo que mejor representan el espíritu misionerista. Por eso invito con toda humildad a votar por la Renovación y después a nivel presidencial el candidato que al misionero más le guste. Este es un juego de madurez político y personalmente tengo la certeza que el misionero tiene un grado de madurez importante, sabe perfectamente lo que quiere y no queremos que vengan de afuera a decirnos que es lo que hay que hacer o lo que no hay que hacer.

En varias de sus alocuciones usted plantea que por la situación que se vive en el país, esta es la hora de las provincias…
Estoy convencido que es así. Las provincias en su momento decidieron crear una Nación para que nos cuide, nos cobije, pero no para que sea nuestro patrón. Debe ser al revés, la Nación debe estar al servicio de las provincias. Aclaro que no estoy hablando de este gobierno nacional sino del sistema político. Serán las provincias quienes salven este país.

Misiones reclama un incremento en los fondos que le envía la Nación…
Sí, porque le corresponde. De cada tres pesos que enviamos a la Nación en concepto de impuestos federales vuelve uno y dos quedan en la Nación. Todo está focalizado en un país central, por ejemplo, Buenos Aires recibe proporcionalmente mucho más que Misiones en cuanto a recursos y obras. Hay un momento que debemos decir basta y las provincias hacernos valer por nosotros mismos.

Este reclamo de Misiones; ¿tiene el acompañamiento de otras provincias?
Todos los gobernadores, quien más quien menos, hacen planteos similares al de Misiones. Es un reclamo pacífico que llevará mucho tiempo. Debemos dar batalla y desde Misiones la estamos dando bajo el lema misionerismo. Que quede bien claro que queremos ser soberanos dentro del país, porque queremos contribuir a la argentinidad dentro del misionerismo y eso se traduce metiendo el voto en favor de los diputados renovadores y que después la gente lo convine con quien quiera a nivel presidencial.

Misiones es la provincia del Nea que más crece. ¿A qué atribuye este crecimiento?
El misionero no se queda, es muy trabajador. Esto hace que Misiones siga creciendo, aunque más no sea despacio, pero no se estanca y el gobierno provincial acompaña con distintos programas.

¿Cree que las provincias deberían repartirle el dinero de la recaudación a la Nación y no que la Nación reparta en forma discriminacional?
Esa es la discusión que hasta el momento nadie quiere dar. Personalmente lo he planteado. El Himno nacional lo marca muy bien: Las provincias unidas del Sur… La Nación es una hermosa ficción creada por las provincias. El sistema unitario se agotó, ya hizo lo suyo. Las provincias cedieron mucho, y en el caso de Misiones cedió mucho más que otras provincias, tenemos una coparticipación no acorde al crecimiento de la provincia y hacemos un esfuerzo muy grande para sostener el equilibrio financiero. Somos la provincia que más aporta al presupuesto sus propios recursos”

¿Cuál es el porcentaje que aporta al presupuesto de recursos propios la provincia?
En términos reales el 24 por ciento; mientras que Formosa aporta el 6 por ciento; Corrientes el 10 por ciento; Chaco el 11 por ciento, Salta el 7 por ciento, entre otras. Somos la provincia que mayor porcentaje de recursos de coparticipación entregamos a la Nación”

¿A la ley de coparticipación se la puede calificar como una norma cerrojo porque no se puede cambiar sin la anuencia de todas las provincias?
Sí. Ninguna provincia cedería parte de su porcentaje en favor de Misiones y, por eso en este tema estamos solos, por ello los diputados nacionales que ya tiene el Frente Renovador en el Congreso de la Nación, más los que se sumen en diciembre; tienen la consigna de pelear por el reconocimiento de Misiones. El gobierno nacional que asuma legislativamente será un gobierno débil. Por tal motivo nuestros diputados nacionales tienen un valor enorme, al igual que los senadores. Con seis diputados que conformen el bloque misionerista nos haremos escuchar, por eso, reitero necesitamos que la gente nos siga acompañando porque nuestros legisladores tienen el mandato de responder a los misioneros y no al poder central.

¿Y el tema impositivo?
Es un tema que nadie quiere abordar y es la madre de todas las batallas. La lucha que estamos tendiendo contra el centralismo no la personifico, es contra el sistema, por eso esta gran familia que compone el 1,3 millón de misioneros desea ser soberano.

¿Los distintos Ahora que viene lanzando el gobierno provincia son un éxito?
Sí. En un país con una economía recesiva hace que impacte en la gente, en tanto que el Estado debe administrar bien y ser austeros sin dejar de estar cerca de la gente. Los Ahora sirven para mantener el consumo y poder, a la vez recaudar porque el gobierno provincial vive de los impuestos y si la gente no consume no tenemos recaudación. Esto, por ejemplo, nos permite ser una de las cuatro provincias que pagan los salarios el último día hábil del mes. No estamos en el paraíso, pero tenemos las finanzas equilibramos, no tomamos créditos. Los Ahora son una medida dinamizadora de la economía. El Estado provincial pone muchos recursos. Por ejemplo, llevamos adelante el Ahora Pan que permite que este alimento cueste en Misiones la mitad que en Buenos Aires; los ahora Bebé; Góndola; Misiones; Pymes; Patentamiento y, el último que lanzamos es el Ahora Carne que me dio mucha satisfacción porque logramos incrementar la venta de carne los días miércoles en un 40 por ciento. Es decir que ese día, que estaba ´muerto´ las carnicerías venden como si fuera un sábado que es el día pico de venta de carne.

¿Tiene previsto lanzar nuevos Ahora?
El miércoles próximo lanzaremos un nuevo Ahora que beneficiará a gran parte de los misioneros. También tenemos previsto seguir con estos Ahora que nos dieron muy buenos resultados. El esfuerzo lo hacemos en conjunto el gobierno provincial y los bancos participantes.

¿Cómo surgen los Ahora?
No surgen sólo del gobierno. Me reúno con las distintas cámaras, le planteo la idea y juntos la pulimos. Los Ahora no le cambian la vida a la gente, son una ayuda. Podría haberlo hecho por Decreto, pero no quise hacerlo de esa manera sino llevarlo adelante en forma conjunta.

¿También fue un éxito el Fondo de Crédito Misiones?
Sí. Allí inyectamos unos 300 millones de pesos. La gente puede acceder a créditos para emprendimientos a una tasa del 12 por ciento anual con seis meses de gracia. Además, ese éxito se ve reflejando también en la alta tasa de recupero. El Fondo de Crédito Misiones genero cientos de puestos de trabajo.