Una interpretación ajustada de la ley que establece cupos femeninos en los espacios electivos podría abrir un reclamo ante la Justicia Electoral ya que el domingo en Posadas fueron consagrados seis varones y una sola mujer. Hay derechos en tensión.

Posadas (Martes, 24 de octubre) Las elecciones municipales celebradas el domingo en esta capital consagró 7 concejales. Sólo una mujer.
Pinky Enríquez, que cumple el mandato ya había abierto el debate ni bien se conocieron las conformaciones de las listas de candidatos. Se preguntaba si en realidad tenemos paridad de género. A través de la redes como Facebook destacaba que el mandato de la ley que apunta a abrir espacios a la participación de las mujeres sólo se cumplía acabadamente en el Frente Renovador. El 26 de septiembre analizaba los primeros lugares de las listas de candidatos a concejales de la ciudad de Posadas en función de su sexo. Se evidenciaba que la paridad de género solo se da en el Frente Renovador de la Concordia ya que el 50 % de las listas eran encabezadas por mujeres y el otro 50% por varones. Mientras en los restantes lemas se daba una abrumadora mayoría de sublemas encabezados por hombres, en 4 de ellos directamente no hay sublemas encabezados por mujeres.
En el Concejo Deliberante de Posadas hay sobre 14 integrantes (13 hombres) solo una edil mujer actualmente, Natalia Giménez que ingreso en la lista del actual intendente Joaquín Losada, quien impulsó el sublema encabezado por Anahi Repetto. Decía que “una sociedad más igualitaria implica una mayor representación femenina en las fuerzas políticas, actualmente hay una subrepresentación de la mujer tanto en la actual composición del concejo como en las listas de la mayoría de los lemas en la ciudad”.
El resultado el domingo le dio la razón. Cambiemos presentó cuatro sublemas, todos encabezados por varones postergando a las mujeres a un segundo y hasta a un tercer lugar.
¿Debería la Justicia Electoral avalar el resultado del domingo? Una interpretación, quizá extrema de la ley, bien puede abrir un reclamo ya que supuestamente el domingo deberían haber sido consagradas al menos 3 mujeres. Un desafío a los constitucionalistas ya que el resultado electoral pone en tensión derechos adquiridos, por un lado el haber sido votado por el otro el cupo femenino.

Anuncios