Cierra el año con un bono extraordinario de 1500 pesos para los empleados de la comuna. A mediados del año próximo paga el último cheque de la deuda municipal. Con fondos propios encaró obras esenciales y renovó el parque vial y automotor. Espera financiamiento internacional para garantizar la provisión de agua y ampliar la red vial, entre otras acciones.

OBERA (Lunes 18 de diciembre). “Soy optimista, porque siempre miro para adelante”, define el intendente de Oberá, Carlos Fernández, cuando le preguntan sobre las expectativas que tiene para el próximo año. Y parte de esas expectativas tiene que ver con que a mediados de 2018 la comuna pagará el último cheque y con ello, desendeuda totalmente al municipio.
Este lunes 18, la Municipalidad anuncia que pagará a empledos y contratados de la comuna, incluído el personal de planes de emergencia laboral, un bono de fin de año de 1500 pesos, que se liquidará con 1000 pesos en efectivo y los 500 pesos restantes en órdenes de compras, válidas para cualquier comercio de la ciudad.
El aguinaldo, en tanto, estará depositado el 22 de diciembre.
El primer año de la gestión, admite, fue “complicado desde lo económico y lo financiero sobre todo con nuestros proveedores porque además fue un año complicado en todo el país y Oberá no escapa a esa realidad, pero apenas pudieron refinanciar la deuda, en pesos y sin intereses, pudimos comenzar a delinear los proyectos que teníamos”.
Fernández también rescata una de sus primeras acciones que responden a medidas políticas actuales de contención del gasto estatal, en consonancia con lo que propone el Gobierno nacional y provincial y lo que anunció, incluso, el intendente de Posadas, Joaquín Losada: “acá en Oberá reducimos el organigrama municipal de siete secretarías a tres y de 16 direcciones a 11”, lo que redundó en un significativo ahorro mensual solo en concepto de sueldos jerárquicos y que incluyó, también, la reducción del sueldo mensual del intendente en más del 50 por ciento.
“Estas políticas que anuncian el presidente Mauricio Macri, el gobernador Hugo Passalacqua y el intendente Losada son prácticas que en Oberá las llevamos adelante hace ya dos años, cuando asumimos esta gestión. Esa decisión nos permitió decir que la Municipalidad no debe un solo peso a ningún proveedor, más que lo que está en el mes en curso y que cumplimos en tiempo y forma lo pactado con nuestros acreedores y que nos permitió prever que para el 5 de julio de 2018 la Municipalidad de Oberá estará totalmente libre de deudas”, dice entusiasmado.

“Nuevas obras sin generar deudas”

Fernández resalta en varias oportunidades que esa administración austera y controlada les permitió también avanzar con varias obras de suma importancia para el municipio y con la renovación del parque vial, adquirido también de contado y sin generar deudas. “Hay un sinnúmeros de mejoramiento de todos los espacios públicos, de construcción de cordones cunetas y empedrados donde debo destacar y agradecer el acompañamiento de los vecinos, no solo porque dieron su muestra de confianza al pagar sus impuestos, o que nos permite avanzar con fondos propios sino también por el acuerdo donde los vecinos ponen el material –financiado por el municipio- y la comuna se encarga de la mano de obra y del equipamiento, en cordón cuneta y empedrado, y podemos ir avanzando con estas obras –dijo-. Sin ese voto de confianza no hubiéramos logrado esta administración que podemos exhibir”.
Aunque hizo un repaso pormenorizado de las obras ejecutadas, de importancia para la ciudad, como tendidos de redes de agua potable, con los troncales norte y sur para cerrar el anillo que le garantice el acceso al agua al ciento por ciento de la población, saneamiento ambiental, entubamiento de arroyos, desagües pluviales y mejoramiento de calles y avenidas, también enumeró la proyección de la ciudad, con la extensión de la autovía y la concreción de una avenida de circunvalación, todas de comienzo inmediato.
Algunos proyectos, en la etapa de evaluación final para el financiamiento a través del Banco Mundial y del Banco Interamericano de Desarrollo, dan sustento también al optimismo del intendente Fernández. “Antes de fin de año se entregarán más viviendas a los obereños, con la presencia de nuestro gobernador Passalacqua y el ministro Rogelio Frigerio, nuevos layoes deportivos con canchas y plazas saludables y la primera plaza integradora de Oberá, con juegos y equipamientos para rehabilitación de chicos con capacidades diferentes, en una acción que llevamos adelante con el Rotary Club de Posadas”.

“Soy muy optimista”, a pesar de la incertidumbre

“La verdad que tengo mucho optimismo, soy muy positivo a pesar que no podamos saber qué pasará con las medidas económicas de este Gobierno nacional pero soy totalmente optimista. El país espera los créditos internacionales para proyectos como el nuestro que están aprobados y avalados y que solo esperan la financiación para lanzar las licitaciones y avanzar, seguir avanzando con nuestra ciudad”, agregó.
El intendente también rescató las acciones de saneamiento ambiental y lucha contra todas las enfermedades que hay que hacer frente desde el municipio, pero falta más concientización en esos temas, admitió.
“Comenzamos con el saneamiento de los arroyos pero uno de los grandes temas a resolver es el de la basura, en un trabajo que llevamos adelante con el Ministerio de Ecología y Recursos Naturales Renovables de Misiones y el área de Saneamiento Ambiental de la Nación, reforzando mucho la concientización y la educación porque sin esos puntos fundamentales no podemos avanzar. Todavía falta más educación porque seguimos con los baldíos del centro llenos de basura o con los minibasurales a la vera de los caminos vecinales: la gente va con sus vehículos y descarga su basura en los caminos de las colonias. Falta mucha concientización para que en un futuro inmediato podamos ver cómo empezamos a resolver este problema”.
“Insisto con que soy muy optimista para lo que se viene; confío mucho en el equipo que me acompaña que tiene críticas porque son jóvenes y porque no pertenecen a los equipos políticos, pero tienen las cualidades necesarias para que logremos una muy buena gestión y con ello, el avance de Oberá, que es nuestro objetivo”, fijo finalmente.

Anuncios