La Alternativa Federal conformada por gobernadores es la garantía de la construcción de un espacio de unidad nacional según el gobernador del Chaco. Considera que sin acuerdos sobre qué país queremos no se podrá salir de la crisis económico – social. En tal sentido, aunque subraya las particularidades de cada provincia, rescata el resultado de las elecciones de Neuquén que asocia a la recuperación del espíritu federal en la Argentina.

Resistencia, Chaco (Viernes, 15 de marzo, Enviado Especial). “Cada provincia tiene una realidad distinta”, observó el gobernador de la provincia de Chaco con referencia a las elecciones del pasado domingo 10 en Neuquén. Las urnas consagraron al candidato del Movimiento Popular Neuquino, el actual gobernador Oscar Gutiérrez por sobre los candidatos de Cambiemos y del kirchnerismo. No obstante, Domingo Peppo consideró que “lo que sucedió en Neuquén nos da un indicativo de lo que puede ser el futuro político del país y muestran que está en descenso la imagen del gobierno nacional”. Pero lejos de confundir el escenario nacional con el pronunciamiento popular neuquino, insistió en que “cada provincia tiene su propia realidad y, por supuesto pesó la historia de este partido provincial, además de haberse valorado la gestión del gobernador Gutiérrez”.
En una charla con Alejandro Spivak, en Radio Spika de Eldorado, el chaqueño asoció también el resultado electoral con la recuperación del espíritu federal que se está registrando en las provincias como consecuencia de la crisis de los partidos nacionales. Consideró que el espacio federal en el que se agrupan los gobernadores se va consolidando. En tal sentido destacó que entre los tres o cuatros candidatos que se manifiestan como presidenciables se podrá competir en las elecciones de octubre contra Cambiemos. “Hoy las encuestas dividen el espacio electoral en tres. El kirchnerismo, el oficialismo y el peronismo federal donde no superan los tres o cuatro puntos uno de otro”.
Acuerdo para un modelo de inversión
Para Peppo más allá de los candidatos a presidente se debe se llegar a establecer un acuerdo nacional, de qué país queremos, sin revanchismo y mirando hacia adelante con consensos en los temas centrales que hacen al futuro del país. “Esto lo expresa el peronismo federal”, aseguró.
El gobernador destacó la figura del ex ministro de economía Roberto Lavagna: “es un hombre bienvenido al Peronismo Federal. Fue una pieza muy importante en la recuperación del país con Néstor Kirchner y eso le dio una bandera muy fuerte de poder comulgar con las banderas peronistas y, por tal motivo tiene un reconocimiento de un amplio sector del justicialismo y del sector independiente”.
Peppo planteó su preocupación ante un país “cuyo crecimiento está paralizado. Cayó el empleo privado, todos los indicadores dan negativos para el presente año”. Y como gobernador de una provincia productora inevitablemente reflexionó sobre el valor del dólar. “No se puede tener un dólar fijo con una inflación alta –consideró- a mí me preocupa más la tasa de interés que el valor del dólar porque con los altos intereses que se pagan la Pymes no pueden financiarse. La tasa es igual al costo del dinero para la industria y el comercio. No hay desarrollo si no hay crédito y para que haya créditos los intereses deben ser compatibles con la economía del trabajo y del empleo. Eso es lo que hoy no hay en la Argentina”
Explicó que “por eso yo dije en el congreso peronista que había que proponer un modelo de empleo e inversión con políticas peronistas que tienen que intervenir en el mercado para volver a generar un crecimiento en la economía porque de lo contrario se achica y produce lo que está sucediendo en la actualidad”.
Ahora la fase del desarrollo
Peppo aún no definió la fecha de elecciones provinciales. Se sabe que no serán el 23 de octubre con las nacionales. Muy probablemente se lleven a cabo en septiembre. “Quiero tener la posibilidad de gobernar cuatro años más la provincia. Hay muchas cosas pendientes en Chaco. Estos primeros cuatro años el objetivo fue llegar a fin de mes, cumplir con las áreas de salud, educación y seguridad. Estoy convencido que quedaron pendientes para un segundo período de gobierno provincial políticas de desarrollo. Tenemos muchos proyectos en organismos multilaterales de créditos para desarrollar en la provincia y ser quien pueda llevarlos adelante”.