El Interbloque Argentina Federal respaldó ayer los reclamos de los gobernadores al Presidente por disponer de fondos que son de las provincias. Exigen reactivar el Congreso para definir medidas de fondo y no meros parches para aliviar los efectos de la corrida cambiaria sobre los ingresos populares. En ese sentido piden el tratamiento urgente del proyecto de moratoria para pymes, elaborado por los diputados de Misiones. Se sumó al pedido, Marcelo Echevarría, abogado que asiste a varias empresas nacionales y extranjeras, en una carta en la que afirma que la crisis se ha agravado desde mayo, cuando el proyecto cobró estado parlamentario.

Jueves, 22 de agosto de 2020. Los diputados nacionales que integran el interbloque Argentina Federal se alinearon con el reclamo de los gobernadores que ayer en el CFI rechazaron por inconstitucional la decisión de la Casa Rosada de aplicar medidas impositivas por decreto afectando las finanzas de las provincias. “Algunos de los anuncios del presidente involucran fondos que se coparticipan a las provincias, las cuales no fueron consultadas y eso también nos preocupa”, manifestó la bancada presidida por el salteño Pablo Kosiner y a la que pertenecen los diputados renovadores de Misiones.
Rechazan la decisión inconsulta del esfuerzo que se impone a las provincias, señalaron los diputados de los bloques Justicialista, Córdoba Federal, Frente de la Concordia Misionero, Justicialista por Tucumán y Todos Juntos por San Juan.
Pero los diputados de Argentina Federal nos quedan en la queja exigen reactivar el Congreso y tratar proyectos “para aportar soluciones, que no son parches sino políticas de mediano y largo plazo, relacionados a tarifas racionales, reclamos de los créditos UVA para vivienda y prendarios, distintas iniciativas para la compleja situación que atraviesan nuestras economías regionales, regularización de deudas previsionales, programas de estímulo para PyMES y cooperativas, compensaciones impositivas por costos de flete, entre muchos otros”.
Jorge Franco, que preside el bloque misionero, destacó que el oficialismo se negó en reiteradas oportunidades a trabajar sobre nuestras propuestas que tienen como objetivo primordial llevar tranquilidad a los argentinos a partir de un diálogo responsable. Volvemos a señalar la importancia de poner en marcha desde el Parlamento una agenda para la gente que tenga como fin sacar el país adelante”, dijo en coincidencia con un comunicado que emitió el Interbloque.
Entre esos proyectos que duermen en las comisiones que presiden legisladores de Cambiemos, se encuentra el elaborado por los renovadores misioneros para establecer un régimen excepcional de regularización impositiva.
Tratamiento urgente del proyecto de moratoria
Precisamente, con la firma de los integrantes del interbloque Argentina Federal se presentó un pedido ante la Comisión de Presupuesto y Hacienda para el tratamiento inmediato del proyecto que hubo de ser presentado por los diputados Jorge Franco, Ricardo Wellbach, Verónica Derna, Flavia Morales, Daniel Di Stefano y Carolina Moisés.
“En el actual contexto económico que atraviesa nuestro país, los contribuyentes y responsables tributarios han encontrado serias dificultades para poder cumplir con sus obligaciones impositivas, aduaneras y previsionales con el Fisco Nacional”, explicó Franco que diferenció el proyecto del parche anunciado por la Casa Rosada el miércoles pos-paso. “Necesitamos hacerle frente rápidamente a la paralización de la economía argentina, que se advierte en la desinversión, la retracción de la actividad económica, la suba de costos en toda la cadena de producción, la elevada inflación y las altas tasas de interés”, afirmó.
En este marco, los diputados del Interbloque remarcaron el rol del Congreso para “impulsar medidas que busquen enfrentar las consecuencias de la crisis producida por el Gobierno nacional”.
“Esta iniciativa está orientada a una normalización impositiva que ayudará a mejorar la recaudación y a impulsar el crecimiento. El Gobierno cuenta con herramientas para estabilizar la economía desde el Congreso de la Nación”, observaron mostrando a la vez un camino posible para institucionalizar los dilemas de una transición entre un Gobierno que se enfrenta a un fin de ciclo y un candidato consagrado políticamente en las urnas pero que todavía no es electo.
Mucho más que un parche
El proyecto presentado en mayo, tuvo rápidamente una amplia repercusión no sólo en los medios nacionales sino también en las gremiales empresarias y entre los profesionales especialistas en cuestiones impositivas. Entre ellos el abogado Marcelo H. Echevarría, representante de empresas, quien a través de una carta dirigida al Presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, que ingresó a la Cámara el 23 de mayo, adhería al tratamiento y la aprobación del proyecto. Después del parche anunciado por el Presidente, que sostienen los estudios contables tiene gusto a poco, cobran más vigencia la defensa de la moratoria encuadrada en la crisis económica. Decía Echevarría: “el País está atravesando una gravísima crisis recesiva producto de múltiples factores, pero lo cierto es que el sector comercial, profesional, industrial y de servicios se encuentra impactado en su línea de flotación por la presión fiscal y las deudas mantenidas con la AFIP”. Y agregaba: “es necesario que el Congreso de la Nación urgentemente evalúe un Proyecto de Ley Nacional mediante la cual se implemente una Moratoria Impositiva y Previsional de no menos de 120 cuotas con condonación de intereses, multas y extinción de causas penales”. Echevarría, que cuando se pronuncia habla desde los conocimientos de las realidades por la que atraviesa el mundo empresario y sus reclamos, insistió esta semana con el pedido de urgente tratamiento del proyecto. En otra carta que ingresó el martes 20 de agosto, sostiene que no estaba equivocado en solicitar tratamiento urgente del proyecto de moratoria porque, afirma que la crisis se agudizó de manera imprevista y sin entrar a analizar la génesis del agravamiento, si es económico o político, lo que subraya es que “pareciera no haber existido voluntad política de tratar ese proyecto de ley que beneficia la producción y morigeraría el desempleo”. Con referencia a las medidas pos-paso opina que “metafóricamente, a mi entender, constituyen medidas positivas pero que sólo tienden a parar la hemorragia de una herida de carácter terminal”. Y subraya que para la curación se necesitan temas de fondo”.

marcelo echevarría
Marcelo Echevarría, abogado especialista en Derecho Penal.

El proyecto de los misioneros establece que los contribuyentes y responsables de los tributos y de los recursos de la seguridad social cuya aplicación, percepción y fiscalización se encuentra a cargo de la AFIP podrán acogerse al régimen de regularización, por las obligaciones vencidas al 30 de abril de 2019, inclusive, o infracciones cometidas hasta esa fecha relacionadas con dichas obligaciones. Podrán regularizarse aquellas obligaciones que se encuentren en curso de discusión administrativa, contencioso administrativa o judicial, en tanto el demandado se allane o desista incondicionalmente por las obligaciones regularizadas y renuncie a toda acción y derecho, incluso el de repetición, asumiendo el pago de las costas y gastos causídicos.