El profesor Erni Vogel recuerda desde Puerto Rico su paso por la escuela secundaria durante la última dictadura militar. En esa época “en la escuela no se hablaba de muertes o desapariciones. Ni de política. En casa tampoco…”, rememora. El 24 de marzo es el Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia, fecha que recuerda a las víctimas de la última dictadura militar, proceso que se extendió entre el 24 de marzo de 1976 a través de un golpe de Estado que depuso al gobierno constitucional de María Estela Martínez de Perón y el 10 de diciembre de 1983, cuando asumió la presidencia, electo por el voto popular, el radical Raúl Alfonsín.

Por Erni Vogel

Miércoles 24 de marzo de 2021. Hice el secundario en una escuela pública entre 1975 y 1979.
En casa no teníamos televisor (pocos en la ciudad, entonces) ni comprábamos diarios. Alguna radio con tocadiscos sonaba a veces, pero no escuchaba. No tenía el hábito…
A ese silencio del mundo y de un país lleno de armas se sumaba el silencio aparentemente protector de los adultos. A ese silencio y a esa ceguera contribuían los escuetos ‘comunicados’ desde el ’76, con una vibrante propaganda patriótica con su máximo pico en el Mundial ’78 (de fútbol). Un gauchito bien argentino, sonriente y dócil, nos mintió un Campeonato y seis sospechosos goles ante Perú…
Mientras, el director de mi propia escuela y otros ciudadanos de Puerto Rico eran llevados e interrogados por los milicos y yo nunca me enteré. Las ricas e intensas actividades deportivas, artísticas, educativas nos llenaban los días fructífera y muy felizmente, como las carrozas y tantas cosas más que agradezco.
Pero en la escuela no se hablaba de muertes o desapariciones. Ni de política. En casa tampoco…
El último año viajamos a Mar del Plata al Nacional Intercolegial con nuestro equipo de básquet y nos alojamos en el inmenso y emblemático Complejo Chapadmalal, desde donde nos llamaron a los cuatro alojados en mi habitación a un Comité de Disciplina al otro día por reír y contar chistes después de las 23 horas. Desde donde la delegación entera de Tierra del Fuego fue regresada en avión por inconducta…
En el ’80 me fui al profesorado de educación física y tuve la suerte de conocer profesores y compañeros con relatos más desenmascarados de la realidad política… Algunos libros y algunos debates desencarnados llegaron por primera vez a mi cabeza y a mi corazón. Y menos mal me dejaron inquieto, sanamente desconfiado, hasta hoy.
NUNCA MÁS la inocencia ante la manipulación y propaganda monopólica del estado…
NUNCA MÁS escuelas públicas donde no se hable de política nacional, provincial y local en todos los rincones…
NUNCA MÁS silencios y amordazamientos opresores ni en casa ni en la calle…
NUNCA MÁS la neutralidad y la aquiescencia ante la violencia y la muerte…
NUNCA MÁS.
Puerto Rico. 24/3/2021.