A 27 años del atentado a la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), el presidente de la Delegación de Asociaciones Israelita Argentina (DAIA) Jorge Knoblovits insistió con la necesidad de que se haga justicia ante ese acto de terrorismo internacional.

Domingo 18 de julio de 2021. El presidente de la Delegación de Asociaciones Israelita Argentina (DAIA) Jorge Knoblovits afirmó que siente vergüenza “y la obligación de que se nos de justicia”, a 27 años del atentado a la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) que truncó la vida de 85 personas e impactó en toda la sociedad. “Toda la Argentina tiene una deuda con las víctimas de la AMIA”, dijo.
El atentado tuvo lugar el 18 de julio de 1994 y cobró, también ,300 heridos. Desde entonces el reclamo de justicia está vigente.
Dos años antes un atentado similar, también en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, contra la Embajada de Israel en Argentina costó la vida de 17 personas.
El acto central para mantener la memoria y exigir justicia tuvo lugar el viernes bajo el lema “porque tenemos memoria, exigimos justicia”.

-¿Cuál es su reflexión, a 27 años del atentando a la AMIA?
-Toda la Argentina tiene una deuda con las víctimas de la AMIA y sus familiares, lo digo como argentino y presidente de la DAIA.

-¿Cree que esa deuda se saldará en algún momento?
-Yo quiero que esa deuda se salde porque le debemos eso a todas las víctimas.

-Pasan los años y el reclamo es siempre el mismo, justicia. Cuando usted ve que otros atentados que sucedieron en el mundo se esclarecieron y los responsables fueron enjuiciados y condenados, ¿qué siente ante este atentado del 18 de julio de 1994 contra la AMIA?
-Siento vergüenza y la obligación de que se nos dé justicia a todos los argentinos porque el atentando no fue sólo contra la comunidad judía sino contra todos los argentinos. Como el terrorismo es internacional, el esclarecimiento de la causa AMIA es una deuda de todos. La Argentina tiene la obligación de investigar este atentando pero no hay que olvidarse que el terrorismo, lamentablemente, está en todo el mundo; dos años antes nos encontramos con el atentando a la Embajada de Israel en la Argentina, que tampoco fue esclarecido.

-¿Qué les dice a los jóvenes que no vivieron el atentando a la AMIA en 1994?
-Para el pueblo judío la memoria es muy importante y la trasmisión histórica y el legado de generación en generación también es un pilar; por eso tenemos la obligación de no olvidar y de trasmitir que en la Argentina hubo atentados para que no sucedan nunca más.

-¿Cree que puede producirse un tercer atentado? ¿La Argentina es segura?
-El terrorismo no distingue fronteras, un atentando puede suceder tanto en la Argentina como en cualquier otro lugar del mundo.

-¿Qué recuerda del 18 de julio de 1994 a las 9.53 (hora del atentado)?
-Recuerdo que estaba con mi primo en la esquina de la avenida Pueyrredón y Paraguay (Ciudad Autónoma de Buenos Aires) y el ruido de la explosión fue feroz; de inmediato me enteré de lo sucedido e intenté llegar al lugar, pero fue imposible.

-El presidente de la Comunidad Musulmana de Beneficencia Sumita, Mohamed Beha Raba,l de Foz de Iguazú, Brasil, fue contundente al plantear que este sector no adhiere a grupos terroristas como Hamas o Hezbolah, que se debe mirar en todo caso hacia los musulmanes chiitas. ¿Cuál es su opinión?
-El terrorismo es terrorismo sea de donde sea; nosotros no solo condenamos el terrorismo islámico sino todo tipo de terrorismo. Hubo terroristas que hace poco mataron a decenas de personas en una mezquita en Australia, por ejemplo.

-¿Argentina es vulnerable?
-Argentina tiene aún fronteras vulnerables.

-Usted es presidente de la DAIA desde el 2019 ¿Cómo analiza la relación DAIA con los gobiernos de Mauricio Macri y Alberto Fernández?
-Con ambos Gobiernos trabajamos en plena sintonía.

-Más allá de las distintas agrupaciones judías que reclaman justicia, ¿cree que hay unidad en las agrupaciones en reclamo de justicia?
-Sí, la comunidad judía, más allá de cualquier agrupación interna, está unidad en búsqueda de justicia; cada uno de ellos tendrán distintos argumentos, pero todos tienen, reitero, un mismo objetivo: Justicia.

-¿Cree que en algún momento los autores materiales e ideológicos estarán sentados ante un Tribunal?
-Estoy convencido que si porque confío en los recursos que tiene la justicia argentina y con voluntad política se los va extraditar.

AFS – Misiones Plural