Maurice Closs estimó hoy  la caída de Alfonso Prat Gay se veía venir, pero consideró sugestivo que se haya ido entre Navidad y año nuevo con el Presidente de vacaciones. Deslizó en ese sentido la existencia de internas y protagonismos, con lo que pone en duda las afirmaciones en sentido contrario del Jefe de Gabinete. De todos modos destacó la tranquilidad de los mercados.

Por Alejandro Fabián Spivak

“A mí me parecía que era bastante cantado que el ciclo de Prat Gay tenían un final más temprano que tarde”, dijo hoy categóricamente el diputado nacional y ex gobernador Maurice Fabián Closs. En una entrevista con misionesplural.net y Radio Spika 104.5 de Eldorado, consideró sin embargo como muy sugestivo que la caída del ahora ex ministro se produjera entre Navidad y año nuevo y cuando el Presidente de la nación está de vacaciones. “Lo huelo más a internas y situaciones de vidrieras”, afirmó a pesar de que el jefe de Gabinete, Marcos Peña, haya rechazado la idea cuando en conferencia de prensa anunció la destitución de Prat Gay.  Reproducimos a continuación la entrevista:

¿Cuál fue su primera reacción cuando se enteró de la renuncia del ministro de Economía Adolfo Prat Gay?

“A mí me parecía que era bastante cantado que el ciclo de Prat Gay tenían un final más temprano que tarde; pero me parece que todos pensaban, al igual que yo que lo iban a dejar terminar el año con el blanqueo y, a partir de ahí provocar su salida más elegante habiendo concluido tres cosas que eran su objetivo básicamente: haber aprobado el presupuesto, la salida del default y el blanqueo. Me parece que algo pasó en el medio. Lo huelo más a internas y situaciones de vidrieras y, en definitiva Prat Gay se termina yendo entre Navidad y Año nuevo con un Presidente de vacaciones “.

Algunos dicen que Pray Gay le hizo pagar un costo político muy grande al presidente Macri con el proyecto de Ley que presentó sobre el impuesto a las ganancias y que fue rechazado por los legisladores de la oposición. ¿Usted qué opina?

“No creo. Aparte lo que se veía dentro del Congreso de la Nación no pasaba por ese lado. La decisión política  de convocar a extraordinarias y no negociar lejos está de ser una decisión política de Prat Gay. Lo lógico hubiera sido que ganancias se trate junto al presupuesto pero evidentemente Prat Gay lo que buscaba era que ganancias no se trate este año. No creo que haya sido él el responsable de lo sucedido con la ley de ganancias. Ahora sí lo hicieron pagar el costo por eso puede ser aunque me inclino más de que se trate de una guerra de carteles, de personas que se creen importantes y de un modelo de gestión de Macri de hacerlo con sus amigos y, al parecer Prat Gay no está dentro de ese grupo de amigos y de ese tipo de gestión. No soy quien para hacer un juicio de valor sobre ese grupo de amigos, simplemente digo como veo que le gusta gobernar a Macri”.

¿Se fue o lo fueron?

“No sé. Me extraña como fue su ida del gobierno nacional. Como uno ve como fue el final y de cómo Prat Gay hablabas del existo del blanqueo pareciera que se quería ir pero de otra manera, sin que quede la duda de que si se fue o lo fueron. Quedó claro en la conferencia de prensa que brindó el jefe de Gabinete Marcos Peña que este funcionario marcó que a Pray Gay lo fueron. Si un objetivo fue la conferencia de prensa que brindo Marcos Peña es que a Prat Gay lo fueron”.

¿El gobierno nacional ratificó el rumbo económico?. ¿Cree que también se terminó el súper ministro?

“No coincido en que haya habido un súper ministro. Un ministro que tiene que convivir con todo lo que tiene que convivir vinculada a la cuestión económica, es decir que tiene un ministro de la Producción, otro de Agricultura, de Energía, entre otros no es un súper ministro. En tanto que asumen Dujovne y Caputo no ingresan debilitados pero tampoco son súper ministros, porque uno se especializará en Finanzas y el otro en hacienda además de los otros ministerios, del presidente del Banco Central y del coordinador económico”.

Dujovne y Caputo son bien neoliberales. Son hombres del JP Morgan…

“No me consta que sean del JP Morgan. Pray Gay si lo era. A Caputo se lo conoció por su habilidad en el manejo de deuda pública y, a Dujovne yo lo conocía en su rol mediático, más precisamente a través del programa de TV Odisea Política”. (Programa que se emite los lunes por TN, el canal del grupo Clarín).

¿Cree que el presidente Macri quiere además de ejercer la presidencia, ser el ministro de Economía, como alguna vez lo planteó el ex presidente Néstor Kirchner y que le valió la salida del entonces del gobierno al ex ministro de economía Roberto Lavagna?. (Esto sucedió en 2005).

“Por lo pronto a Macri le gusta gobernar con equipos grandes. Que cada uno tenga funciones limitadas en donde él con su grupo íntimo  pueda ir bajando las órdenes para que sean cumplidas. Esto también tiene sus riesgos porque cada vez tiene menos fusibles porque si la economía no arranca o la gente no mejora su condición de vida el impacto va a ir más directamente al presidente”.

¿Cómo vio la reacción de los mercados ante la renuncia de Prat Gay?

“Los mercados están muy tranquilos. En eso no hay grandes problemas, ni va haber grandes oscilaciones. A mí me hubiera gustado que el tipo de cambio termine un poco más arriba. Ya todos estaban descontando que la renuncia de Pray Gay se iba a producir en cualquier momento. Yo quiero destacar que el hombre que logró tres o cuatro cosas, no vamos a valorar si fueron buenas o malas, lo que si salió del cepo, aprobó el presupuesto 2017, reestructuró la deuda y produjo el blanqueo. No logró la reactivación de la economía y que dejó en claro el jefe de Gabinete Peña es que Prat Gay se fue por decisión del presidente Macri. A mí me sorprendió que se haya producido entre Navidad y Año Nuevo”.

¿Cree que la argentina va a cumplir el presupuesto 2017?. Fundamentalmente en el crecimiento de la economía, su reactivación, un dólar a 18 pesos, entre otros ítems…

“Si eso se va a cumplir. Aclaro que el crecimiento que plantea a la economía no es un crecimiento, es un rebote y lo que dije del presupuesto es simplemente un rebote de lo que se cayó este año”.

¿Cómo cree que van a reaccionar las provincias ante este cambio de ministro?. ¿O cree que no tendrá influencia?

“Lo que creo que el gobierno nacional tiene un sistema que tiene demasiada cantidad de ministros con quienes hay que hablar para tratar un tema. Eso no es costumbre en la Argentina. En la Argentina cuando teníamos un problema hablábamos con mengano o zutano y sabíamos quién era el responsable. Hoy en día no es así, hay siete personas para tratar un tema por ejemplo.

Anuncios