La legisladora nacional misionera del FpV, Cristina Brítez, le entregó un incómodo “regalo” al presidente Macri en plena sesión. El presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, tomó el regalo de la legisladora mientras el jefe de Estado prosiguió con su discurso con la mirada al frente.

Buenos Aires (DyN y Misiones Plural). El presidente Mauricio Macri recibió este miércoles un incómodo “regalo” por parte de la diputada misionera por el Frente para la Victoria, María Cristina Brítez, durante su discurso en la inauguración de las sesiones ordinarias del Congreso nacional.
La diputada se acercó al Presidente mientras este hablaba frente a la Asamblea Legislativa para acercarle un paquete de yerba, una forma de visibilizar el conflicto de los yerbateros de Misiones.
El presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, fue quien tomó el regalo de la legisladora mientras el jefe de Estado prosiguió con su discurso con la mirada al frente.
Al dejar inauguradas las sesiones ordinarias, Macri tomó la yerba y se la mostró a Brítez, como gesto de haber acusado recibo del reclamo.
Los productores yerbateros misioneros se iban a manifestar hoy en Plaza de Mayo pero la Policía lo impidió debido al fuerte operativo de seguridad en la Ciudad, por la presencia de Macri en el Congreso. De todas maneras, lograron sumarse al reclamo de agrupaciones sociales durante la mañana, en la esquina de las avenidas Corrientes y Callao. Esperan poder realizar la protesta en los próximos días.

La protesta, para visibilizar la crisis

Los pequeños productores de yerba sufren la crisis económica y denuncian que las grandes empresas les pagan con cheques a 180 días cuando, por ley, las transacciones deberían concretarse en efectivo.
De todas maneras, los productores permanecen en Buenos Aires, con la intención de hacer el yerbatazo en la ciudad, ya sea frente al Congreso, la Casa de Gobierno o el Obelisco.
Esta manifestación de los productores de yerba mate que reclaman mejores precios y la aplicación real de la ley de creación del Instituto Nacional de la Yerba Mate (Inym) busca visibilizar en Buenos Aires la falta de respuestas a los pedidos que plantearon ante la institución y los Gobiernos de la Provincia y de la Nación.
Este martes partieron de Misiones con la intención de mostrar la crisis yerbatera frente al Obelisco, la Casa de Gobierno o el Congreso, donde prevén repartir unos 7500 kilos de yerba mate distribuidos en 30 mil paquetes de 250 gramos, con un volante donde explicarán la situación que los afecta y los porcentajes de ganancia de toda la cadena.
Los productores, acompañados en algunos casos por los tareferos, llevaron adelante distintas manifestaciones y reclamos que incluyeron movilizaciones, cortes de calles y de rutas e intensas gestiones con la intención de que en principio se cumpla con el precio fijado para la materia prima y se implementen cupos en la cosecha. Pero sólo hubo recepción de petitorios y reuniones pese a que los reclamos imploraban “medidas urgentes” por la “grave situación” a causa del “mal precio fijado por el Inym pautado en 5,10 pesos y que además no lo cumplen porque le pagan a los productores entre 2,5 a 3 pesos y con cheques hasta a 180 días”, expresan en forma permanente, sin respuestas.
La manifestación en las calles de Buenos Aires busca exponer ante la Nación los problemas que sufren los productores de yerba en Misiones, una economía regional en crisis como en casi todo el país, donde los productores reclaman mejores condiciones para sus productos regionales. Esta marcha hacia Capital Federal fue anunciada en exclusiva por Misiones Plural después de la reunión donde acordaron esta movilización.
En Misiones, esta crisis golpea en forma directa a unas 22 mil familias productoras y otras 40 mil familias con planes rurales que necesitan la implementación de cupos de cosecha y la limitación de plantaciones. Los afectados denuncian además que las medidas Nacionales para el agro, como la quita de retenciones, quedaron en manos de cuatro o cinco grandes productores y no llegan al productor primario, afectando de esa manera a todas las economías regionales que están quebradas, dicen.
Este mismo miércoles (ver aparte), el Directorio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM) resolvió hoy enviar a laudo la fijación de los precios para la materia prima que deberán regir para el período que va de abril a septiembre de este año.
La determinación de los valores para la hoja verde y para la yerba canchada requiere la unanimidad de los doce miembros del Directorio, por lo cual un sólo voto en desacuerdo habilita el arbitraje de la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación (SAGyP).

Anuncios