“Desde acá decimos todos juntos que tomen mate! #ChetaDeNordelta”

Posadas (Miércoles 8 de noviembre). Los diputados nacionales por Misiones reivindicaron la costumbre argentina de tomar mate después de que el audio de un watsap de una mujer que se identifica como cirujana con valores estéticos y morales consideró que tomar mate es de mal gusto, de “gente de cuarta” y “de gente de décima”.
La mujer fue identificada en los medios y en las redes sociales como la #ChetaDeNordelta.
El twitter del diputado Maurice Closs, al que acompañan Silvia Risko y Jorge Franco, de su bancada, junto a los de la alianza Cambiemos, Alex Ziegler y Luis Pastori, posan junto al mate que Ziegler ya convirtió en un ícono de su paso por el Congreso.
“Desde acá decimos todos juntos que tomen mate! #ChetaDeNordelta” dice el tuit que acompaña a la imagen.
El hashtag #ChetaDeNordelta fue, este miércoles, la principal tendencia en Argentina en la red social Twitter, en respuesta a la viralización del audio de una cirujana de Palermo, en el que reclama a su inmobiliaria por “ver gente con una reposera de la Bristol de Mar del Plata que toma mate en el muelle junto a un perro que ladra”.
La mujer asegura, en varias oportunidades que tiene estética visual y estética moral y que los que toman mate, son grasas.

Desde la noche del martes, las redes estallaron con memes y reproches, algunos en broma y otros superando la discriminación de la cirujana, y convocaron a una mateada popular en Nordelta, para este sábado, como rechazo a sus expresiones.
El martes por la noche el desopilante audio comenzó a circular en las redes y se convirtió en el principal tema de debate de radios, canales de televisión, diarios y portales de noticia: es que la mujer reclama que pagó 200 mil dólares por un departamentos en Nordelta donde sus vecinos “son unos grasas de décima categoría” por tomar mate y usar reposeras “como en la Bristol de Mar del Plata”.
Se define a si misma como “una cirujana, una mujer normal” que tiene “determinados códigos de estética visual y de estética moral. No me divierte estar en Nordelta y ver gente con una reposera de Mar del Plata que se va al muelle y toma mate. Para eso no compraba, no invertía 200 mil dólares; me quedaba en mi campo o me compraba una casa de 350 mil o 500 mil”, se quejó.
Después de resaltar que es “amiga del Gobierno” y que conoce al ministro de Economía, Nicolás Dujovne, sostiene: “No me divierte ver a la gente tomando mate al lado de la pileta cual costanera. Sin menospreciar a la gente que toma mate ni a la gente que va a la costanera. Yo soy una mujer normal, una cirujana, pero tengo determinados valores morales y estéticos. Me molesta ver gente que grita y no tiene educación. Se ve gente buena, no mala, pero se ve que vienen de barrios visualmente no muy buenos”, dijo.
A esa gente califica más adelante, de “grasas de décima categoría” y de “bestias” y asegura que “quiero descansar visualmente, me molesta que estas bestias, porque son bestias, no tienen educación, toman mate, tiran la yerba, estaban reunidos con el perro cerca de la pileta. Una cosa de cuarta categoría, de la Bristol de Mar del Plata. Quiero decirte que no soy Máxima Zorraqueta (Zorreguieta) la reina de Holanda, soy una mina normal”.

Anuncios