Asociaciones de prensa se manifestaron hoy en reclamo por la libertad de expresión y alertan sobre la existencia de una “entente de las agencias internacionales de publicidad, los agentes de inteligencia de las potencias predadoras y colonialistas, los medios de comunicación oligopólicos “plantados” en las familias mafiosas de toda Latinoamérica con el fin de someter la opinión pública y alinearla contra los sectores nacionales y populares y a favor de los intereses de las elites económicas cipayas y la elite gobernante”. Subrayan que “no son ni pueden ser superiores al derecho y a la ley. El comunicado textual:

 

No al periodismo consensuado y no a la democracia vigilada No a la censura de Macri

Buenos Aires, 26 de Septiembre de 2017
Los abajo firmantes decimos que:

Los miembros del poder económico y territorial de la Argentina, no solo están comprometiendo seriamente el futuro de generaciones de argentinos endeudando al país para reponer el dinero que le quitan al guardar las utilidades en el exterior sin pagar impuestos al país que los beneficia, al condonar deudas  a los poderosos que se destacan por no cumplir con sus obligaciones ilícitamente,  y al bajar los impuestos a la producción agricologanadera, cuyo excedente debería financiar el desarrollo industrial para generar prosperidad a la población y trabajo digno y sólido, sino que quieren alcanzar consenso de una parte de la población que le permita seguir gobernando sin controles por parte de la sociedad democrática.

Para este despojo al que suman la entrega del país al control extranjero, poniendo en riesgos los bienes naturales de la nación exponiéndolos como garantía de los créditos que toman de los “fondos buitres” para pagar el déficit que ellos mismos generan por liquidar el mercado interno y destruir la industria PYME, sesgando el consumo y empobreciendo a la población, quieren ahora “maniatar” a los periodistas que no solo opinan en contra de sus dislates sino que imponen su influencia y mano dura para impedir que investiguen sus chanchullos y los den a conocer, sacándolos de sus espacios de radio y televisión, presionando a las empresas periodísticas que han abierto una tribuna independiente con sacarlas del cable, por sus insuficientes trámites administrativos.

Se suma esta censura a todos los episodios contra la libertad de expresión y la prensa libre que tan bien ha describiera el colega Roberto Caballero: Despido de los periodistas de Radio Nacional; persecución a los integrantes de 678 en la TVP; despido de Victor Hugo Morales de Radio Continental; despido de Pedro Brieger de la TVP; el ataque con patotas al diario Tiempo Argentino; los 4500 trabajadores de prensa despedidos, suspendidos o precarizados en 20 meses de gobierno del Presidente Macri; la desaparición del dial de Radio América; los despidos en 360 TV; los despidos en CN23; los golpes y detenciones de periodistas integrantes de la Red de Medios Alternativos; el acoso financiero y judicial a la empresa editora de Página 12; el acoso financiero y judicial a la licenciataria de Radio del Plata; el acoso financiero y judicial a la licenciataria de C5N y Radio 10; el despido ahora de Roberto Navarro; el cierre del Buenos Aires Herald; el cierre de la Revista 23; el apagón informativo desde el minuto cero del gobierno de Cambiemos; la demorada entrega de licencias adeudadas a los medios nacidos en democracia y podríamos seguir ampliando la lista, como pedir que se resarza a Resumen Latinoamericano del robo alevoso de sus herramientas de comunicación a principios de este año.

Esta saga no es una casualidad: es una política oficial que, de manera directa o indirecta, busca acallar las voces disidentes.

El que pretenda verlos como casos aislados no hace otra cosa que naturalizar lo que debería ser repudiado.

Defendemos a rajatabla la libertad de expresión, el respeto a cada periodista, a cada medio periodístico, pedimos que se cumpla con los que tienen cuentas pendientes del FOMECA; que se aclare la famosa lista de medios que habían recibido jugosas pautas, según la administración de Cambiemos, que eran desconocidas por sus beneficiarios, cambiando el “Habrá sido un error de carga” por una rendición de cuentas clara y responsable ante al pueblo.

La lucha por la libertad de prensa y de expresión tiene una larga historia que se entrecruza y alimenta con la lucha por la libertad de conciencia, con el derecho del pueblo a informarse y el deber de los gobiernos de dar a conocer las noticias referidas a la cosa pública.

La entente de las agencias internacionales de publicidad, los agentes de inteligencia de las potencias predadoras y colonialistas, los medios de comunicación oligopólicos “plantados” en las familias mafiosas de toda Latinoamérica con el fin de someter la opinión pública y alinearla contra los sectores nacionales y populares y a favor de los intereses de las elites económicas cipayas y la elite gobernante, no son ni pueden ser superiores al derecho y a la ley

Desconocemos la legitimidad del gobierno de Cambiemos y sus asesores “estrella” a ejercer la manipulación de la información, la mentira, el encubrimiento, la desfachatez de los negociados del grupo económico en el poder, la naturalización del desfalco al Estado y el derecho del pueblo a saber la verdad.

Defendemos la libertad de expresión y el derecho a  la comunicación del pueblo argentino, reivindicamos la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, pisoteada y desguazada por el actual gobierno de Mauricio Macri, el derecho a comunicar de los medios surgidos en Democracia, y la plena vigencia de las instituciones de la república frente al avasallamiento, los “aprietes”, la presión sobre el poder judicial y la persecución ideológica sobre los comunicadores.

Es hora de exigir que nos digan ¿Dónde está Santiago Maldonado?; es hora de solicitar firmemente que no presionen a las Madres de Plaza de Mayo empujándolas a dejar su casa y es hora de retractarse con el compañero periodista Roberto Navarro dejándolo ejercer su profesión como a él le parezca, no ejerciendo censura gubernamental sobre sus investigaciones y las de su equipo sobre los ilícitos y negociados de los funcionarios.

Firman las siguientes entidades y sus representantes: Víctor Schaijovitsch (aateco); María Seoane (comuna); Osvaldo Frances (arbia); Aníbal Ferrante (armicobo); Natalia Vinelli (btv); Ignacio Campos (acapi); Martín Garcia (aenc); Oscar Gómez (mpp); Ana Cardoso (megafon unla)- Gustavo Cibreiro (ucaya); Mario Valiente (corameco); Gabriela Tijman (pua jujuy); Asociación Argentina de Teledifusores PyME y Comunitarios – Comunicadores de Argentina –Asociación de Radiodifusores Bonaerenses y del Interior de la República Argentina – Asociación de Radios y Medios Independientes Comunitarios Bonaerense – Barricada TV – Asociación de Comunicadores Argentinos por Internet – Argentina en Comunicación – Movimiento de Periodistas Peronistas – Megafón Medios de Comunicación de la Universidad Nacional de Lanús-Unión de Comunicadores Audiovisuales y Afines – Confederación de Radios y Medios de Comunicación – Periodistas Unidos Autoconvocados de Jujuy – Infobaires24 – Vamos a Volver – Zoom – Nac&Pop – Megafon – Choripan y Vino – Presente de la Historia – Nomeolvides – Pensamiento Nacional – Periodismo Digital – La Señal Medios – Los Caniches de Perón – Lo Social – Infogremiales – Matanza Digital – Hamartia –Voces del Sur – Pymmesur – PJ Digital – Colectivo Invisible – Diario de Morón –  Resumen Latinoamericano – El Submarino Jujuy – En Orsai – El Ortiba –  Facepopular – Pajaro Rojo – Revista Trinchera – Info 135 – Primereando – Café Las Palabras – Palabra Subterranea – Megafón – Sindical Federal – IB24 – Universidad 24- Radio Red Federal –  ANCLA – Prensa MAC

Anuncios