Dass redujo otra vez la planta de empelados, a causa de la falta de ventas originadas en la crisis que golpea al país. Estos empleados se suman a los 175 cesanteados en diciembre pasado. Desde 2015 a la fecha la empresa despidió a 600 trabajadores.

Viernes 7 de junio de 2019. La empresa de zapatillas Dass, asentada en Eldorado, volvió a despedir trabajadores aduciendo reducción de las ventas en el mercado local. En esta oportunidad unos cien trabajadores recibieron los telegramas de despidos, que cumplían tareas en el turno de la noche.
Si bien existe un total hermetismo de parte de la empresa y de los asesores legales, el abogado Daniel González y su hermano, el diputado provincial de la alianza Cambiemos, Gustavo González, fuentes allegadas a la empresa brasileña aseguraron que los empresarios decidieron reestructurar una línea de producción y que tuvieron que despedir personal al no poder reubicarlos en otros turnos.
El 18 de diciembre, la empresa ya despidió a 175 trabajadores, sobre un total de 975 empleados, lo que permite inferir que todavía hoy sostienen a unos 700 trabajadores. Desde que se abrió la planta en 2007 la reducción de trabajadores se ubicó en 875.
Según fuentes allegadas a la empresa, la reducción de producción entre 2015 y 2019 se ubica en torno al 40 por ciento. La empresa fabrica las marcas Fila, Umbro y Nike. “Solamente de la marca Fila bajamos la producción de 15 mil a ocho mil pares por día”; dijo un trabajador.
Desde el gremio no hubo comunicación alguna, sobre los despedidos.