La acción se realiza a partir de un Convenio entre la Secretaría de Bienestar Estudiantil de la Facultad y la Cooperativa Pueblo Evita, que produce alimentos agroecológicos.

Lunes 23 de noviembre de 2020. La Cooperativa Pueblo Evita, de Gobernador Roca, provee verduras y frutas al comedor universitario Néstor Kirchner, según un convenio suscrito entre la Secretaría de Bienestar Estudiantil de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de Misiones y el Frente Agrario del Movimiento Evita.
El secretario de Bienestar Estudiantil, Ricardo Oettel, destacó el trabajo en conjunto con cooperativas y emprendedores locales que producen alimentos sanos como parte de una política pública hacia sus estudiantes y confirmó que entregaron a los estudiantes de esa Facultad, módulos de mercaderías, artículos de limpieza y bolsas verdes adquiridas de emprendedores.
El comedor universitario funciona sólo al mediodía, donde entregan doble raciones, para reforzar los módulos alimentarios, ya que no pueden habilitar el servicio de cena. Las entregas irán hasta fin de año. “Estamos poniendo todo el esfuerzo institucional, necesario porque hay una línea de prioridad por parte del equipo de gestión con las políticas de bienestar estudiantil, como becas, albergues, guarderías, comedor y atención en salud, que son prioridad para esta gestión”, dijo.
La iniciativa parte del acompañamiento al mercado interno que, a partir de la pandemia, demostró la capacidad para producir y consumir los productos de la tierra y marcó la línea en la que pretenden continuar.

“La soberanía alimentaria nos involucra a todos”

Desde el Movimiento Universitario Evita (MUE) y la JP Evita, Maximiliano González resaltó la importancia del convenio que fortalece la soberanía alimentaria con producciones colectivas y sin agrotóxicos que dejan ganancias a la Cooperativa y generan igualdad de condiciones laborales.
Si bien la pandemia afectó el cursado de estudiantes, los que están en Posadas cuentan con el acompañamiento del comedor universitario para sortear las dificultades económicas de este contexto.
La provisión de bolsones agroecológicos posiciona a la Universidad en una situación de mayor calidad en la alimentación de sus estudiantes, dijo González, con productos que están en la antípodas de una producción agroexportadora que “sólo beneficia a unos pocos que se llevan todo el dinero, que destruyen la tierra y que de alguna manera nos envenenan”.
Y resaltó la decisión de la Universidad de comprar a productores, favoreciendo al trabajo comunitario de las familias que producen alimentos sanos, sectores que siempre fueron postergados: los productores de la materia prima.

“Nuestros productos llegan a la Universidad”

La responsable de la Cooperativa Agroecológica Pueblo Evita de Gobernador Roca, Nidia Pintos, mostró su satisfacción por proveer productos frescos como acelgas, rúculas, cebollitas y espinacas, entre otras verduras y frutas coordinadas en tres entregas -ya hicieron la primera- y un total de cien paquetes por cada una, con la intención de seguir el próximo año, aunque todavía no está definido cómo serán las clases.
“El objetivo es continuar con este acuerdo y ser proveedores del comedor de la Facultad. Todos estamos muy contentos con el logro de poder llegar a la Universidad con nuestra producción”, dijo.

“Impulsamos este modelo de producción”

Por su parte, el secretario general del Movimiento Evita, el diputado Martín Sereno, (Frente Popular Agrario y Social) celebró la articulación lograda entre los pequeños productores y productoras de la agricultura familiar y agroecológica, basado en este modelo que “impulsamos y sostenemos para lograr la soberanía alimentaria que excluye la utilización de venenos, apuntando a que la producción y la alimentación sean sanas”.
Este acuerdo con la FHyCS muestra el grado de conciencia entre “las familias, los movimientos populares y la Universidad, que es el camino para transitar la salida de este sistema que concentra la tierra, el poder económico, la producción y comercialización de alimentos, en detrimento de gran parte de la población”, expresó.
Sereno consideró que simbólicamente es una acción muy fuerte porque se trata de la toma de conciencia de diferentes estamentos en el mismo camino. “Así que sólo nos queda agradecer este acuerdo que se traduce en hechos concretos que favorecen a la articulación de varios sectores de la sociedad que tenemos el mismo horizonte”, sostiene un parte de prensa del Partido Agrario y Social de Misiones.