El senador Closs admitió que el veto presidencial fue una sorpresa pero rescató la posición del gobernador Oscar Herrera Ahuad de continuar con la gestión en ese mismo sentido, sin transformar el contexto “en un toma y daca”. Entiende que el Presidente podría haber comenzado con implementaciones parciales, sin necesidad de vetar la norma.

Jueves 24 de diciembre de 2020. El senador Maurice Closs manifestó su sorpresa por el veto presidencial a la Ley que le permitiría a Misiones convertirse en zona aduanera aunque aseguró que esta iniciativa no está perdida ya que el gobernador Oscar Herrera Ahuad aseguró que seguirá con el reclamo de ese beneficio para la provincia, en una situación regional adversa.
“La relación queda tirante pero se va a acomodar y sin duda alguna, como lo dijo el Gobernador, esto no se va a transformar en un toma y daca sino que, al contrario, se continuará con la gestión, con la responsabilidad que caracteriza a Misiones”.
Más allá de la sorpresa que al principio causó desazón, Closs entiende que “no era necesario vetar la Ley porque el Presidente (Alberto Fernández) estuvo en Misiones y reconoció la realidad especifica de la provincia” y por lo tanto, Fernández debería haber llamado a los Gobernadores de las provincias limítrofes y plantear “que acá hay diferencias entre los que es la realidad de Posadas, de Puerto Iguazú, de San Javier o de Eldorado y lo que es la necesidad de Mendoza o de San Juan, que es una ciudad muy alejada”.
En ese sentido consideró que el Presidente argentino podría haber comenzado “con implementaciones parciales” ya que el Congreso visibilizó este problema con la aprobación de todas las provincias y de todos los espacios políticos.
Admite que la decisión del veto causó sorpresa sobre todo porque el Presidente conoció en Misiones la situación. La tristeza, dijo, se debe a que con ese veto Misiones perdió una oportunidad de tener una legislación vigente que potencie la zona aduanera especial de Misiones y consideró que “los Presidentes deben respetar las leyes que sancionamos los Congresos”.
En la entrevista que el senador Maurice Closs mantuvo con Canal 9 Norte Misionero recordó que la sesión virtual no alcanzó a las autoridades de la Legislatura y como vicepresidente del Senado tuvo la obligación de asistir, lo que le demandó más de 145 hisopados y unos 60 mil kilómetros en automóvil ya que sólo participó de dos sesiones desde Misiones. “Fue muy complicado desde el punto de vista operativo y familiar porque había mucho miedo con esta cuestión”, dijo.