El presidente Alberto Fernández anunció medidas para tratar de frenar el creciente casos de contagios y muertes. En un mensaje a la ciudadanía, desde Olivos, dijo que las nuevas medidas que entran a regir desde el próximo 9 de abril para combatir la segunda ola de coronavirus en el país. Los países de la región están en la misma situación.

Miércoles 7 de abril de 2021. El presidente Alberto Fernández afirmó este miércoles que “Argentina entró en la segunda ola de contagios” al anunciar en un mensaje televisivo las nuevas medidas dispuestas por el Gobierno Nacional para enfrentar la situación actual de la pandemia y que empezarán a regir desde el próximo 9 de abril.
Fernández informó que quedan suspendidos los “viajes grupales” y que en las zonas de mayor riesgo epidemiológico se restringirá la circulación nocturna desde las 0 hasta las 6, al anunciar nuevas medidas para contener la segunda ola de contagios de coronavirus, informó Télam.
“Las próximas tres semanas son clave” para bajar la velocidad de los contagios de coronavirus, dijo el jefe de Estado en un mensaje televisado.
El Presidente también afirmó que se vedarán las reuniones en casas particulares y al aire libre para más de 20 personas, los bingos y discotecas permanecerán cerrados y los bares y restaurantes deberán cesar su actividad a las 23.
Tampoco se podrán realizar actividades deportivas en lugares cerrados y en el AMBA la utilización del transporte público estará reservado a los trabajadores esenciales y a la comunidad educativa.
Las medidas entrarán en vigor en el primer minuto del viernes 9 de abril, hasta el próximo 30 de abril.
“No me gusta que se haga política con la pandemia. Lo cierto es que el relajamiento social continuó en los últimos días y el virus está volviendo con vigor. Argentina entró en la segunda ola de contagios”, aseguró el jefe de Estado en uno de los pasajes de su alocución.
En ese sentido, Fernández apuntó que los casos aumentaron el 26 por ciento en el país y el 53 por ciento en el AMBA, desde donde el coronavirus “se irradia” al resto del territorio nacional.
Fernández aseguró que las nuevas medidas tendrán en cuenta la productividad y la presencia en las escuelas, y explicó que “se reforzaran” los controles en el transporte para asegurar el traslado de trabajadores esenciales.

Suben los casos

Este semana, Argentina registró su récord de casos: 20.874 nuevos contagios en las últimas 24 horas. El máximo anterior de contagios en un día se había registrado el 21 de octubre.

El Ministerio de Salud de la Nación informó este miércoles que, en las últimas 24 horas, se registraron 199 muertes y 22.039 nuevos contagios de coronavirus, el número más alto desde que comenzó la pandemia. El total de infectados desde que comenzó la pandemia asciende a 2.450.068 y las víctimas fatales son 56.832.
Según indica el parte epidemiológico, de momento en Argentina hay 3.706 personas con coronavirus internadas en terapia intensiva. El porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional es del 58,1% y en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) del 64,5%.
De los 22.039 contagios, 11.059 son de la provincia de Buenos Aires, 2.480 de la ciudad de Buenos Aires, 123 de Catamarca, 185 de Chaco, 193 de Chubut, 433 de Corrientes, 2.109 de Córdoba, 411 de Entre Ríos, 91 de Formosa, 48 de Jujuy, 173 de La Pampa, 126 de La Rioja, 1.005 de Mendoza, 101 de Misiones, 183 de Neuquén, 131 de Río Negro, 193 de Salta, 258 de San Juan, 346 de San Luis, 188 de Santa Cruz, 1.296 de Santa Fe, 176 de Santiago del Estero, 46 de Tierra del Fuego y 685 de Tucumán.

En el plano internacional, la curva de nuevos contagios por coronavirus sigue creciendo y países como Colombia, India y Turquía volvieron a profundizar sus restricciones con toque de queda, suspensiones de rezos durante el Ramadán y nuevo confinamiento estricto.
En la región, Brasil superó la barrera de las 4.000 muertes en un día a causa del coronavirus por primera vez desde el comienzo de la pandemia, informó el Ministerio de la Salud.En pleno agravamiento de la crisis sanitaria, el gigante sudamericano, de 212 millones de habitantes, contabilizó 4.195 muertos en las últimas 24 horas.
En Chile, el ministro de Ciencia , Andrés Couve, dijo que el país está considerando la posibilidad de que se agregue una tercera dosis de la vacuna contra el coronavirus, en estudio actualmente por investigadores internacionales.
Y Bolivia analiza si mantiene o levanta el cierre de la frontera con Brasil en función del avance de las cifras de contagios en el gigante sudamericano y en las poblaciones propias de la zona.

Desesperante batalla en Paraguay

La situación que atraviesa Paraguay en la batalla contra el coronavirus es desesperante. La falta de manejo eficiente durante la pandemia por parte del Gobierno Nacional dejó al sistema de salud sin insumos y no logró negociar las vacunas para frenar la escalada de un virus que no da tregua, según explicó el infectólogo y jefe de UTI en Asunción, Paraguay, Carlos Morinigo. Además dijo que el virus está incontrolable y que están “cursando un pico sostenido” en un sistema de Salud quebrado.
El médico, infectólogo y jefe de la Terapia Intensiva del hospital más importante de Asunción del Paraguay dijo que la situación que viven es algo nunca visto en otros países, “hace dos semanas que estamos con un pico sostenido donde la cantidad de pacientes superan las barreras de los 2000 y en las últimas horas se superó el número de 60 muertos por día”.
El colapso tanto en sistema público como privado es total en el departamento Central, la capital, en Alto Paraná y Encarnación. “La ocupación es del 120% tenemos gente en el pasillo, gente internada en sus casas con oxígeno los que lo pueden comprar. Hay 34 médicos y 60 enfermeros muertos, el personal está fisica y mentalmente estenuados”, aseguró.
Para el infectólogo, el presidente Mario Abdo y todo su gabinete se equivocaron en encerrar al inicio de la pandemia dos o tres meses a todos para fortalecer el sistema de salud tanto en camas como en insumos, asegurar la compra de vacunas y no hacerlo lo que solo fue una pérdida de tiempo. “Fue un aplazo total en la parte administrativa del ministerio de Salud y hubo compras amañadas de corrupción tanto que llegamos a octubre, noviembre, diciembre y enero, que fueron los meses más críticos, sin medicamentos y donde no teníamos insumos para la intubación y estos se compraba en forma clandestina en la frontera con Clorinda”.
Sobre la provisión de vacunas cuyo ritmo de llegada y de colocación es muy lento en relación al resto de los países del mundo Morinigo es sumamente crítico “Somos 8 millones de habitantes y deberíamos haber sido el ejemplo en la vacunación masiva y falló el Gobierno la OPS-OMS se olvidó del Paraguay en octubre se pagó al sistema COVAC y solo recibimos 32 mil vacunas. Hoy tenemos el triple de vacunas por donación recibidas que lo que pagamos en octubre de 2020 que son más de 6 millones de dólares. El ministerio de Salud no vio otras alternativas y hoy tenemos que estar mendigando por el mundo las vacunas. Hoy tendríamos que esta vacunando y nosotros vemos con alegría que en Formosa y Corrientes se está vacunando a gente mayor y tenemos una envidia sana”.
Si bien las autoridades cambiaron y ahora se destrabaron negociaciones que estaban frenadas “Estamos hasta ahora comprando medicamentos en Argentina porque sale más barato que acá, de a poco tratamos de paliar eso, hoy los pacientes gastan entre 300 o 400 dólares diarios. Hacemos rifas, polladas y cosas solidarias para llevar la pandemia” finaliza el profesional.