El diputado Franco adelantó hoy desde Buenos Aires la firme determinación de que el ajuste anunciado por el presidente Macri no se descargue sobre las provincias como sucedió en los años de Cavallo. Confirmó que los renovadores operarán en el Congreso como bloque autónomo y reveló que como su presidente está en el armado de un espacio de convergencia política para fortalecer las iniciativas pero sin conformar un interbloque que podría diluir la identidad misionerista.

Buenos Aires (Martes, 31 de octubre, enviado especial) “El discurso de Macri lo defino con una sola palabra: ajuste”, fue la breve pero contundente respuesta de Jorge Franco cuando le pedimos que haga un análisis crítico de los términos de la convocatoria del Presidente a un Acuerdo Nacional. Como presidente del bloque de diputados nacionales del Frente Renovador de la Concordia Social, Franco estuvo entre el selecto grupo de invitados ayer al Centro Cultural Néstor Kirchner.
En una entrevista con Alejandro Spivak fue cauto para estimar lo que a su entender se viene en los próximos dos años de gestión de Macri. “Espero –dijo- que esta no sea la receta del Fondo Monetario Nacional o de los organismos de créditos internacionales”. Pero fue contundente en defensa de los intereses de Misiones. “Creo que los misioneros debemos estar muy atentos”, advirtió por el tono del discurso presidencial. Y agregó: “debemos defender a capa y espada lo nuestro. Lo que por derecho nos corresponde. Misiones envía dinero a la Nación por un caño y esta se lo devuelve por una manguerita. No pueden seguir pensando que el FET es un subsidio y que nos sigan tocando dinero que les corresponden a los Misioneros. Ya no nos enviarán dinero para la campaña contra el dengue, bajaron los fondos para obra pública y para la salud y, así en todas las áreas se nos fue recortando fondos. Los misioneros le garantizamos la gobernabilidad al presidente pero también queremos que esta sea correspondida”.
En referencia a la función operativa del bloque, reiteró que actuarán como grupo misionerista, y a la vez armar un espacio con otras fuerzas de representación para ganar en fortaleza política, pero sin conformar un interbloque, que terminaría diluyendo la identidad de la Renovación misionera.
La entrevista realizada en el Congreso este mediodía se desarrolló en los siguientes términos:

¿Cómo analiza el discurso de ayer del presidente Mauricio Macri? ¿Cree que ahora veremos el verdadero gobierno que pretende de aquí al 10 de diciembre de 2019?
“Fue un discurso generalista, no profundo porque se establecieron tres ejes de gestión. Uno tiene que ver con la presión tributaria que hoy la conoceremos con profundidad a las 17:00 junto a un grupo de legisladores que nos reuniremos con el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne. Otro eje en la cuestión laboral social y el tercero en el tema institucional del país. Hay algo que es muy claro la presión sobre las cargas patronales son muy grandes y esto le dificulta a la hora de generar trabajo, hay que buscar un equilibro en lo que es las cargas patronales y no de financiar la seguridad social. En lo que es el tema impositivo pasa por no tocarle los recursos que le corresponden a las provincias; ya que éstas van a recibir menos dinero porque habrá una baja en los porcentajes del impuesto a las ganancias, además habrá menos fondo solidario y encima quieren tocar la parte de independencia tributaria que tienen las provincias. Estos son temas que se van a discutir y mucho porque no creo que se compense por otro lado. En tal sentido ya tenemos experiencia cuando el entonces ministro Domingo Cavallo nos delegó a las provincias la salud y la educación y nos dijo que nos compensaba con dinero, el cual nunca llegó a las provincias. En cuanto a lo institucional creo que Macri no debería ser tan duro con la política porque él viene de la política y creo que ésta sigue siendo la herramienta para resolver los problemas de la gente independientemente de los errores de los políticos. La falta de política se traduce en totalitarismo. El tema jubilatorio no me quedó claro si aumentará la edad o no. El presidente habló de jubilaciones de privilegio y no hay en el país este tipo de jubilaciones. Tampoco hay de este tipo de jubilaciones en los diputados o senadores”.

¿Puede sintetizar en una frase el discurso del presidente Macri?
“Lo puedo hacer en una sola palabra: ajuste. Ojalá que lo que plantea el presidente no sea la receta que pide el Fondo Monetario Internacional (FMI) o los organismos internacionales de crédito que le están prestando a la Argentina y que de esta forma se garantiza la devolución del dinero. Cuando se habla de déficit fiscal, por ejemplo se refiere al primario que tiene que ver con las deudas de servicio que si o si se deben pagar. Si no lo tengo mal entendido, vamos a pagar unos 220 mil millones de pesos sólo de intereses de la deuda tomada. Fíjese y compare: 80 mil millones salían los subsidios para que la gente tenga energía barata o transporte barato, eso no se paga más pero vamos a pagar tres veces más en concepto de servicios de la deuda. Esas ecuaciones no me cierran, porque decir que el déficit fiscal será del 4,1 por ciento puede ser el primario pero en el financiero el país tendrá un déficit que rondará el 7,6 por ciento”.

¿Cómo pueden influir los anuncios del presidente Macri en la provincia de Misiones?
“Creo que los misioneros debemos estar muy atentos. Debemos defender a capa y espada lo nuestro. Lo que por derecho nos corresponde. Misiones envía dinero a la Nación por un caño y esta se lo devuelve por una manguerita. No pueden seguir pensando que el FET es un subsidio y que nos sigan tocando dinero que les corresponden a los Misioneros. Ya no nos enviarán dinero para la campaña contra el dengue, bajaron los fondos para obra pública y para la salud y, así en todas las áreas se nos fue recortando fondos. Los misioneros le garantizamos la gobernabilidad al presidente pero también queremos que esta sea correspondida”.

Passalacqua dijo en una entrevista que le hice hace unos días que se debe discutir con la Nación todo, no solo la coparticipación sino también los fondos del IVA, ganancias, entre otros…
“El gobernador Passalacqua fue muy claro. Con respecto se debe discutir todo y, por supuesto que estamos de acuerdo. El gobierno nacional quiere discutir ingresos brutos pero, por qué no se discute el IVA, por ejemplo. La Nación está en deuda con las provincias. Sólo en 2016 en un semestre Misiones recibió 6 mil millones de pesos menos. Yo no tengo inconvenientes que a la provincia de Buenos Aires se le de más dinero pero no en detrimento de Misiones. Que sea a expensas de la Nación que presta muy pocos servicios, como ser aduana, algo de seguridad nacional e impuesto”.
Trascendió que el Frente Renovador de la Concordia Social podría conformar un interbloque con otros partidos provinciales y que usted podría ser el presidente…
“No. Lo que estoy tratando de hacer el fortalecer nuestro bloque y juntarnos para armar un espacio federal donde podamos generar consenso con temas en común que tienen que ver con las provincias. Eso no significa conformar un interbloque porque podríamos ser absorbidos por bloque más grandes, porque estoy hablando con diputados de bloques más grandes. Misiones tiene su personalidad y su bloque bien definido en defensa de los intereses de los misioneros por encima de todo”.
El Frente Renovador de la Concordia Social se posiciona como un partido provincial fuerte en el Congreso porque inclusive puede definir votos o quórum…
“No sé si definir votos. Pero sí en el tema del quórum donde creo que podemos llegar a tener un papel muy importante. Hoy el Frente Renovador de la Concordia Social se posiciona como un partido netamente provincialista, así quedó demostrado en los comicios del pasado 22 de octubre donde la mayoría de los ciudadanos votaron por la identidad provincial que tiene Misiones”

Anuncios